Tarde de cine | La familia que tú eliges

“La familia que tú eliges” es una película protagonizada por Zack Gottsagen (Zack), Shia LaBeouf (Tyler) y Dakota Johnson (Eleonor) sobre el valor y la importancia de la amistad.

La familia que tú eliges

Zack es un joven con síndrome de Down. Su familia lo encerró en una residencia de ancianos, a pesar de ser un veinteañero, por su situación especial. Apasionado de la lucha, se escapa para buscar al Paisano del agua salada, su ídolo. En su periplo conoce a Tyler, un tipo que se ha dado a la fuga por haberse metido en líos, y la única persona que parece tratarlo sin importarle nada más. Tyler le promete que le ayudará a cumplir su sueño: convertirse en luchador. Para ello inician un viaje a través del norte de California que los llevará a descubrir personajes peculiares y a vivir una gran aventura.

Mientras tanto, Eleanor, la enfermera del centro del que Zack se escapó, está buscándolos, así como un par de indeseables que quieren atrapar a Tyler para que les devuelva el dinero que les debe.

The Peanut Butter Falcon

Así es el nombre de luchador para Zack, un chico con síndrome de Down, cuya relación con un fugitivo de buen corazón cambiará su vida para siempre.

La familia de Zack pensó que lo mejor para una persona en su situación era ser internado en un centro donde su vida se ve reducida a ver pasar el tiempo. Todos a su alrededor piensan que no puede hacer ciertas cosas como, por ejemplo, ser luchador.

Tras varios intentos fallidos de huida, Eleonor, la enfermera que lo cuida y aprecia, debe seguir el protocolo y calificarlo como persona de riesgo. Zack logra escapar del centro, donde el jefe de Eleonor la insta a buscarlo antes de que sufra algún daño y se vea obligado a despedirla.

En su viaje Zack se cruza en el camino de Tyler, la única persona en su vida que lo tratará sin tener en consideración su síndrome de Down. Tyler le anima a hacer cualquier cosa, a perseguir sus sueños, a ser independiente… y le promete que lo acompañará a su destino: la escuela de lucha de Paisano del agua salada.

Una especial amistad que no solo cambiará la vida de Zack, también la de Tyler.

Una historia en pro de la inclusión que nos invita a reflexionar. ¿Tener síndrome de Down significa no poder integrarse en la sociedad y realizar actividades como cualquier otra persona? ¿Son los amigos la familia que elegimos?

Discapacidades no discapacitantes

El reconocimiento de poseer una discapacidad física o psíquica, no debe ir pareja con el estigma de no ser capaz de realizar otras muchas actividades.

Los prejuicios nos llevan a condicionar y limitar a las personas más allá de su situación específica. Esos prejuicios no solo levantan barreras e interponen obstáculos, también alimentan los propios miedos hasta inocular esa semilla del “no puedo” tan perjudicial como dañina.

Un pez no puede volar y, sin embargo, puede recorrer todo el mundo bajo el mar. Annabel Navarro.

Para propiciar una sociedad inclusiva, las personas con discapacidad reconocida deben contar con una red de apoyo que las anime, aliente y acompañe en el camino. Es gracias a esta red compuesta por familiares, amigos, compañeros y agentes sociales, la que permite que adquieran confianza y desarrollen su potencial.


¿Te ha gustado este artículo? Si es así, puedes contribuir al mantenimiento de la web invitándome a un café. O si lo prefieres, sígueme en mi perfil de Instagram para ayudarme a crecer. Para sugerencias sobre nuevo contenido, puedes hacerlo mediante el formulario de contacto. ¡GRACIAS!

Annabel

Annabel

Técnica en Marketing Internacional. Graduada en Trabajo Social y colegiada en el CPTS de Cádiz. Autora de ficción con más de una decena de novelas publicadas. Escritora de romántica para adultos bajo seudónimo. Blogueando desde 2011.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Content is protected !!