Un puñado de pulgares arriba

¿La amistad se ha convertido en eso? La notificación en la publicación de turno de “Fulanita le gusta tu foto”, “Menganito le gusta tu estado”. Una amistad reducida a un puñado de pulgares arriba de la que te harán culpable por dedicar tu tiempo en asuntos que nada tienen que ver con esa persona; mientras tú la culpas, por reprocharte algo que hace a diario y nunca le recriminas. Así de egoístas nos volvimos que solo somos capaces de ver para fuera y nunca nos esforzamos en mirar hacia dentro.

Me pregunto si este es el fin de las relaciones, si alguna vez realmente existió la amistad, si merece la pena el sacrificio o buscar una solución. Quizás, me volví tan egoísta y orgullosa como el resto; pues me niego a disculparme por no ser como quieren que sea o por no ceder a exigencias cuando no ofrecen más que lo que recibo.

Curiosa historia la amistad; las risas, las bromas, las lágrimas sólo serán recuerdos… Algunos gratos, otros inciertos. Una amistad reducida al emoticono de la semana de quiénes un día fueron amigos y hoy sólo… coincidentes.

Annabel Navarro.

Licencia: Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0

And so begins the second year in free quote Delhi, and the fourth year in India.

Deja un comentario